Pabellón Español - 50 Exposición Internacional Bienal de Venecia 15 de junio - 2 de noviembre, 2003
  <<EXPOSICIONES
  <<HOME
 
 
Comisaria: Rosa Martínez

SANTIAGO SIERRA

 
Wall enclosing a space Covered word Hooded woman seated facing the wall
Muro cerrando un espacio Palabra tapada Mujer con capirote sentada
de cara a la pared
 

El trabajo de Santiago Sierra se inscribe dentro de un conjunto de operaciones críticas que ponen en cuestión la creencia de que el arte es una actividad autónoma, sublime y desinteresada. Evaluando las obras realizadas en los últimos doce años se constata la persistencia de temas y líneas recurrentes de actuación que remiten a una obsesión fundamental: la que deconstruye el minimalismo - como lenguaje hegemónico asociándolo a la dictadura de la producción y el beneficio.

En las acciones de Sierra, las personas se convierten en “ready-mades performativos” con los que conforma “historias situadas” que amplían la noción clásica de intervención específica. Conectar las cargas semánticas que sus actores personifican con las condiciones socio-económicas y geopolíticas es una forma efectiva de enlazar lo personal y lo político, lo local y lo global. En los proyectos realizados en el Pabellón de España en Venecia confluyen algunas líneas fundamentales de su poética: la obstrucción, la provocación lingüística y la reflexión sobre el trabajo como castigo.
Muro cerrando un espacio remite a las tecnologías de intermediación y de restricción del acceso representadas por las fronteras y por los límites, visibles e invisibles, que sitúan a las personas en diferentes territorios físicos, sociales o ideológicos. El muro polariza a los espectadores de la Bienal a ambos lados de un escenario hipotético, y da forma a tensiones físicas y políticas que remiten a ese extraño territorio de ciudades y países blindados que define las exclusiones contemporáneas. A diferencia del existencialista y absurdo «muro de la nada» de Beckett, Sierra construye muros que muestran que las fronteras no se han abolido sino que se han consolidado. En el interior del Pabellón la puesta en escena de los restos del trabajo de construcción del muro, el desorden y el abandono, se proponen como un ejercicio de desnudamiento de lo real, y remiten a otros restos y otras zonas de penumbra.

Palabra tapada es una sencilla escultura realizada con materiales pobres. Aquí Sierra actúa por omisión. Tapando la palabra “España”, suspende momentáneamente sus múltiples significaciones históricas y simbólicas. Prefigura así una controvertida emergencia de reacciones sentimentales, lecturas ideológicas y evaluaciones estéticas.

La acción Mujer con capirote sentada cara a la pared se realizó en el contexto físico del interior del Pabellón de España, sin presencia de público, el 1 de mayo de 2003. Durante una hora, una mujer permaneció sentada, inmóvil y en silencio, con un capirote negro en la cabeza. La obra, que el artista documentó fotográfica y videográficamente, insistía en el trabajo como tecnología de dominación, dejando constancia de la violencia de los procesos disciplinarios y del poder objetualizador del dinero. Las conexiones iconográficas con obras de Goya y con las torturas de la Inquisición pueden asociarse a muchas otras referencias iconológicas contemporáneas.

 
Rosa Martínez Curadora del Pabellón español de la Bienal de Venecia 2003
 
Extractos del ensayo La mercancía y la muerte, publicado en el catálogo Santiago Sierra. Pabellón de España. 50ª Bienal de Venecia. Editado por el Ministerio de Asuntos Exteriores/Turner, 2003.